Comments Off

Martes

Hoy ha sido el primer día real de gestiones. Ha sido un día algo desesperanzador. El choque con la realidad. La crónica de una muerte anunciada…..

En cuanto me bajé del avión me puse en modo “africano”…Es decir, que dejé atrás los automatismos occidentales y le di a modo “manual”. Alerta total ya desde que me subí al coche de mi contacto. Aquí todo es hostil. O sales corriendo o te enfrentas a la situación. La parálisis es morir devorado por un león africano…..

Mi contacto acompañado de otro que dice ser abogado me recogen en un Toyota Corolla destartalado del siglo pasado, 1986.

No sabes muy bien cómo funcionan estos coches con más de 30 años de antiguedad, pero funcionan…Te llevan, te traen a través de esta ciudad hostil, su cielo gris, su contaminación, sus aglomeraciones, sus atascos. Atascos kilométricos, interminables. Ves camiones parados en la calzada con el motor echando humo, camiones enormes con neumáticos pinchados, camiones inmensos empotrados en la mediana y un montón de vehículos destartalados esquivándolos….Un “fucking” desastre…..

Nos dirigimos a la embajada española. Cruzamos toda la ciudad, tardamos alrededor de una hora. El tráfico es diabólico, colas interminables, todo tipo de vehículos sin ninguna norma circulando de manera absolutamente caótica. No dejo de sorprenderme de verdad, pues he viajado bastante y alucino como una ciudad monstruosa funciona y es medianamente operativa. Eso sí, sin horarios. El horario etíope es aún peor que el español. Aquí imposible hacer planes. Llegas cuando llegas. Es decir, siempre llegas tarde.

Mi contacto me pide 100 euros para traducir y validar toda la documentación que traigo desde España. Un poder notarial personal, otro poder para la embajada y otro poder para el estado de Oromia que es donde se encuentra la niña. Todos validados por el sello internacional de la Haya…..100 euros por traducir 15 folios…..!!! Aquí esto es una fortuna. Se lo consulto por teléfono a mi amiga. Me dice que es un abuso, pero que trague, y pague lo que pida….

Dejo a mi contacto en un edificio donde va a recoger la documentación traducida y que yo me dirija a la embajada con el abogado etíope.

Llegamos a la embajada española. Un edificio moderno rodeado de fuertes medidas de seguridad. Cristales anti balas, puertas blindadas, tras dar mi pasaporte accedemos a unos jardines inmensos, verdes, bien mantenidos….Me quedó alucinado. No parece África…Todo es lujo y verdor…..Parece el paraíso….

Entro en el edificio. Me encuentro una puerta de seguridad blindada y una gran mampara con cristales anti balas y oscuros. Detecto dos siluetas, trago saliva y me dirijo a una de las ventanillas. En la sala de espera dos funcionarias hablando español, sentadas tranquilamente hablando de la peluquería y no sé que más….No me hacen ni caso….Y me digo a mi mismo…., salgo de África un ratito y ya estoy de nuevo en España, donde la educación de los funcionarios brilla por su ausencia, como norma general.

La ventanilla tiene una mínima abertura por donde introduzco el poder notarial debidamente sellado y firmado, y la funcionaria que es etíope, blanca de descendencia italo-francesa me dice en el típico código funcionario español que no me puede atender, ya que no pedí cita por internet, que además no hay nadie que me pueda atender, y que la documentación falta un sello, el del Ministerio de Asuntos Exteriores Español….Y que no tenemos ni embajador ni cónsul hasta el mes de agosto. Tócate los cataplines pedrín……

Y me digo….Efectivamente, ya estoy en España….aunque la tipa no sea española, tiene las mismas connotaciones de los funcionarios españoles. Falta un papel, un sello, una firma y vuelva usted mañana….

Solté el nombre de mi amiga y la tipa se cerró en banda. La funcionaria para mas señas se llama Silvia. Algo borde, hostil y falta total de empatía. Tuve que hablarle a través del cristal oscuro blindado y prácticamente en 5 minutos me había despachado.

Joder me digo. Como para tener un problema en este país, y que te asista si es que te asiste la imbécil esta…..Siento vergüenza de haber sido funcionario, la verdad. Es penoso encontrarse gente así. Deseas que pierdan en un golpe de mala suerte su puesto de funcionario y se vaya a tomar por saco…..

Salgo algo cabreado de la embajada con mi acompañante y voy a recoger a mi contacto que ya tiene la traducción de los papeles lista.

De ahí nos vamos a la embajada argentina, ya que la acompañante de mi amiga tenía esa nacionalidad. Vamos con la intención de al menos recabar algo de información acerca de la detención, ya que mi amiga y su acompañante tuvieron que salir precipitadamente del país sin saber de que se les acusaba y de su procedimiento judicial.

La acogida en esta embajada fue todo lo contrario. Trato amable, ninguna medida de seguridad, ni puertas blindadas ni cristales tintados anti balas. Hablamos con la secretaria y a los cinco minutos con el mismísimo embajador que en mangas de camisa bajo de su despacho, me abraza y se pone a mi disposición. Casi me pongo a llorar y a pedirle la nacionalidad argentina por pura emoción. Coño..!!! Que me abrazó….!!!!!

Hablamos sobre el tema y sin poder aportar más información, se despidió con la misma efusividad. Un tipo simpático, amable, cercano, empático….Humano, simplemente….

De ahí seguimos haciendo gestiones diversas de un lado a otro de la ciudad sin ningún resultado positivo.

Siento que no avanzamos, me digo.

Mi contacto me pide otros 150 euros para sobornar a un alto funcionario del departamento de Oromia, que es la región donde está el orfanato de la niña. Oromia es una provincia de Etiopía, algo parecido a Andalucía. Tienen su gobierno autónomo y gestionan casi todo de manera independiente. El gobierno de Oromia es el que tiene la potestad sobre la niña.

Mi contacto me dice que este funcionario junto a otros funcionarios internacionales de Naciones Unidad, tendrán una reunión a 100 kms. Al norte de Addis y que debemos ir allí para acelerar el proceso, que allí el funcionario nos va a dar un papel que nos autorizará a ir al sur en busca de la niña. Que este funcionario es de alto nivel y que con este papel, el orfanato nos entregará a la niña.

Yo que ya soy un poco perro viejo aunque algo ingenuo, ya detecto claramente la actitud de mi contacto. Sacar pasta, alargar los trámites y tener a mi amiga en continuo estado de angustia, pues así se financia parte de su existencia. Supervivencia a la africana pura y dura. Lo normal aquí. Aquí nadie hace nada por amor al arte. Aquí se trata de sobrevivir, no hay tiempo para las causas pérdidas, la ayuda a la infancia, los pobres etc…Aquí la mayoría es pobre, y mueren miles de niños cada año, por abandono, desnutrición etc….Esto es la selva……. Welcome to África.

Por la noche informo a mi amiga de mis impresiones. No da crédito a mis conclusiones. No soy muy crudo en las explicaciones, le doy la información con vaselina….Está especialmente expectante, sensible, afectada. No puedo ser muy frontal. Le filtro la información como si fuera una papilla y la pueda digerir con cierta comodidad. Presiento que la cosa irá a peor y que la información la tengo que canalizar de manera lenta, pero contundente. Ya no se trata de dinero sino de emociones. De una auténtica sangría emocional. Mi amiga literalmente se desangra poco a poco….Y necesita una pequeña transfusión de esperanza que le proporciona este cabroncete…..Un encantador de serpientes, un prestidigitador, una maestro de la magia, un vendedor de humo, un auténtico hijo de puta….

Comments are closed.